Mujeres cristianas recuerdan a los senadores: “La única verdad es la vida”

Mujeres cristianas recuerdan a los senadores: “La única verdad es la vida”

Neuquén (AICA): Mujeres de distintas iglesias cristianas de Neuquén enviaron una carta a los senadores nacionales, en la que reafirman “el valor de la vida humana en todas sus etapas de desarrollo” y exigen al Estado que “cumpla con su deber de proteger al más indefenso”. “El aborto no es la solución ni la ayuda” que necesitan tantas mujeres ante un embarazo no buscado ni deseado.
Mujeres de distintas iglesias cristianas de Neuquén enviaron una carta a los senadores nacionales con motivo del debate del proyecto de ley de aborto libre, con media sanción de Diputados, en la que reafirman “el valor de la vida humana en todas sus etapas de desarrollo” y exigen al Estado que “cumpla con su deber de proteger al más indefenso”.

“Sabemos de las dificultades que tantas mujeres de nosotras pasan a la hora de encontrarse ante un embarazo no buscado ni deseado, especialmente cuando ellas mismas están viviendo una situación de vulnerabilidad económica, social o emocional, pero sabemos que el aborto no es la solución ni la ayuda que estas mujeres necesitan”, advierten.

“Por el contrario, proponer la eliminación del recién concebido, de sus hijos, como la mejor forma de ayudarlas, evidencia el fracaso como sociedad y el desprecio por la vida del hijo y de la madre”, agregan.

Las cristianas neuquinas expresan su convencimiento de que, como sociedad, se necesita organizarse para “brindarles a estas mujeres las mejores opciones para salir adelante junto a sus hijos y que debemos poner todos los recursos humanos y económicos al servicio de una sociedad más justa e inclusiva, sin descartar al más pobre, sino privilegiando los esfuerzos para que toda vida pueda desarrollarse con dignidad”.

“Muchas veces sentimos que nuestra voz es discriminada y acusada de ‘cristiana’, como si la única voz autorizada fuera la que vociferan aquellas perteneciente al 5% que no profesa esta misma fe”, manifiestan.

Asimismo, reafirmaron su derecho a expresarse y a “ser escuchadas como cualquier otro ciudadano, sin sufrir discriminación alguna por nuestras creencias, ya que la profesión de la fe es un derecho constitucional y su discriminación un delito, además de que la defensa del ser humano es patrimonio universal de la humanidad”.

“Confiamos en que nuestros senadores escuchen la voz de la mayoría de los ciudadanos que se han expresado públicamente a favor de las dos vidas, cumpliendo con su deber de representarnos en el Senado, sin dejarse llevar por intereses espurios, dándole las espaldas a sus votantes”, concluyen.

Firman la carta la Mesa de Mujeres Cristianas de Neuquén (cuyas referentes son Celia Margarita Sáez Carrasco y Susana Vasquez), el Refugio del Silencio y la Palabra de Neuquén (Nidia Olivieri, Raquel Olay de Leanza, Cecilia Romina Pastran Páez, Adriana Leiva y Celia Molina), La Comunidad Juan XXIII (María Paula Casanova), la Pastoral de Comunicación Regional Patagonia-Comahue (Carola María Guevara) y el Hóspice Madre de Misericordia (María Cecilia Casanova).+

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets