Pesar del Papa por la muerte del Card. Roger Etchegaray

Pesar del Papa por la muerte del Card. Roger Etchegaray

A los 96 años muere el Card. Etchegaray ver más
Bayona (Francia) (AICA): “Al recibir con gran pena la noticia de la muerte del cardenal Roger Etchegaray, deseo expresarle mi más sentido pésame y mi unión en la oración”, escribe el papa Francisco en el telegrama de pésame enviado al obispo de Bayona, monseñor Marc Aillet, con motivo del fallecimiento, ayer 4 de septiembre, a los 96 años, del cardenal Roger Etchegaray, presidente emérito de los Pontificios Consejos Justicia y Paz y Cor Unum.
“Al recibir con gran pena la noticia de la muerte del cardenal Roger Etchegaray, deseo expresarle mi más sentido pésame y mi unión en la oración”, escribe el papa Francisco en el telegrama de pésame enviado al obispo de Bayona, monseñor Marc Aillet, con motivo del fallecimiento, ayer 4 de septiembre, a los 96 años, del cardenal Roger Etchegaray, presidente emérito de los Pontificios Consejos Justicia y Paz y Cor Unum.

“El cardenal Roger Etchegaray, que confío a la misericordia de Dios, -escribe el Papa- ha marcado profundamente la vida de la Iglesia en Francia y de la Iglesia universal. Desde Bayona, su diócesis de origen, hasta Marsella, de la que fue arzobispo, ha sido un pastor celoso y amado por las personas a las que había sido llamado a servir”.

“Nombrado a Roma por san Juan Pablo II, al frente de los Consejos Pontificios Justicia y Paz y Cor Unum, luego como vicedecano del Colegio de Cardenales, fue un asesor escuchado y apreciado, especialmente en las situaciones delicadas para la vida de La Iglesia en diferentes partes del mundo. Guardo un recuerdo emocionado de este hombre de profunda fe y de mirada dirigida hacia los confines de la tierra, siempre alerta cuando se trataba de proclamar el Evangelio a los hombres de hoy”.

“¡Que el Señor reciba a su siervo en su paz y en la alegría que nunca termina! Como prenda de consuelo, le concedo, excelencia, la bendición apostólica, así como los obispos presentes, a los familiares del cardenal fallecido, a sus antiguos diocesanos de Marsella y a todas las personas que participarán con esperanza en la celebración de la funeral”.

El cardenal Roger Etchegaray murió ayer en Cambo-les-Bains, en el departamento de Pyrénées-Atlantiques (Francia), según lo anunció monseñor Aillet. Durante un día, el purpurado, que iba a cumplir 97 años el 22 de septiembre, fue el cardenal más anciano (tras el fallecimiento del cardenal José de Jesús Pimiento Rodríguez con 100 años el día anterior).

Nacido en 1922 en Ezpeleta, Roger Echegaray fue ordenado sacerdote para la diócesis de Bayona en 1947. En 1969, el papa Pablo VI lo nombró obispo auxiliar de París y luego arzobispo de Marsella al año siguiente. En 1979 recibió el capelo cardenalicio del papa Juan Pablo II, junto a quien permaneció durante más de veinte años como uno de los principales colaboradores.

Desde 1984, al frente de la llamada Comisión Pontificia para la Justicia y la Paz, el cardenal francés realizó varias misiones diplomáticas delicadas en diferentes partes del mundo: en Cuba con Fidel Castro, en Irak con Saddam Hussein, en Ruanda en pleno genocidio, en Jerusalén o en China.

Entre 2005 y 2017, fue vicedecano del Colegio de Cardenales, antes de presentar la dimisión al Papa Francisco y descansar en su País Vasco natal. Actualmente, el Colegio cuenta con 213 cardenales, incluidos 118 electores en caso de cónclave y 95 no votantes. +

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets