Mons. Martín: Como María, tenemos la misión de llevar a Cristo a los demás

Mons. Martín: Como María, tenemos la misión de llevar a Cristo a los demás

Rosario (Santa Fe) (AICA): La comunidad de Rosario celebró el 7 de octubre a su Virgen patrona y fundadora, Nuestra Señora del Rosario, con una procesión por las calles de la ciudad y una misa presidida por el arzobispo, monseñor Eduardo Eliseo Martín. En su homilía, el prelado invitó a descubrir los horizontes fascinantes que ofrece Dios, y que dan sentido a la vida.
Con una procesión por las calles de la ciudad y una misa presidida por el arzobispo, monseñor Eduardo Eliseo Martín, los fieles de Rosario celebraron el 7 de octubre a su Virgen patrona y fundadora, Nuestra Señora del Rosario.

Durante la jornada, en la Plaza de la Coronación se llevó a cabo la Expo Carisma 2019, a cargo de los movimientos, asociaciones laicales e institutos y congregaciones religiosas.

La procesión solemne con la imagen histórica de la Virgen del Rosario partió desde la catedral hacia la plaza, donde monseñor Martín presidió la misa, concelebrada por el arzobispo emérito de Rosario, monseñor Eduardo Vicente Mirás; el arzobispo emérito de San Juan de Cuyo, monseñor Alfonso Delgado; el obispo emérito de San Nicolás de los Arroyos, monseñor Héctor Cardelli, y sacerdotes del clero rosarino.

En su homilía, monseñor Martín destacó que el Evangelio “siempre tiene una reserva de significado”, y que “con la luz del Espíritu siempre podemos comprender un poquito más”, porque “es palabra viva y eficaz y siempre que los escuchamos nuestra alma se sigue llenando de asombro”.

“En este pasaje del Evangelio se escucha el gran anuncio de la encarnación del Verbo de Dios en el seno purísimo de María. Nos narra la llegada del arcángel Gabriel a aquella pequeña mujer, una adolescente, y la proclama llena de gracia, la invita a la alegría porque Dios ha puesto en ella su mirada para realizar el plan jamás imaginado por criatura alguna”.

“María responde con el sí, ‘hágase en mí según tu Palabra’, el ‘sí’ más lindo de la historia, porque con este ‘sí’ renace la esperanza para todo ser humano, porque con este ‘sí’, el camino de la eternidad comienza a abrirse para todos”. A partir de ese instante, destacó, “María sabe para qué está en el mundo, sabe cuál es su misión, su vida tiene un propósito: gestar en su vientre al hijo eterno del Padre, darlo a luz, y con San José educarlo y custodiarlo hasta que sea adulto y anuncie el Reino de Dios, y obre por su pasión, muerte y resurrección, la redención del género humano”.

“Ella es consciente que con ese sí hace posible el sí de Dios a los hombres y el sí de los hombres a Dios que se unen en Cristo Jesús”, afirmó.

En ese sentido, planteó: “Cuánta gente vaga hoy por el mundo sin la conciencia de una misión, adormecidos por el individualismo consumista o por tantas dificultades y problemas que los aquejan, que aún no han descubierto cuál es el propósito por el cual existen. Muchos todavía consideran a la existencia como un absurdo, que aún no han visto con sus ojos el sol que nace de lo alto y que ha venido para iluminar a los que viven en tinieblas y en sombras de muerte, y a guiar nuestros pasos por el camino de la paz”, lamentó.

“Nosotros, por gracia y misericordia de Dios en nuestro bautismo hemos adquirido una conciencia nueva, somos nuevas criaturas, Cristo vive en nosotros, y como María tenemos una misión: la misión de llevarlo a los demás”, destacó monseñor Martín. “Evangelizamos, no haciendo proselitismo, sino con alegría y gratitud por compartir el don recibido, pero esta es nuestra misión”, sostuvo.

En el marco del Mes Misionero Extraordinario, señaló: “El papa Francisco nos dice en el mensaje de este año: “El envío compete a todo cristiano, para que a nadie le falte el anuncio de su vocación a ser hijo adoptivo de Dios, a ser santo e irreprochable ante Dios por el amor”.

“Todo bautizado y bautizada es una misión: no sólo tengo una tarea misionera, sino que yo soy una misión, es decir, está vinculado íntimamente a la identidad. Y nos dice el Papa: “Quien ama se pone en movimiento, sale de sí mismo, es atraído y atrae, se da al otro y trae relaciones que dan vida”, añadió.

Para finalizar, se dirigió a los jóvenes con un mensaje: “Los invito a descubrir que Dios ofrece horizontes fascinantes que dan pleno sentido a la vida. También que renueven el propósito de orar por las misiones, estamos en el mes misionero. Tener todos los días una oración”.

Finalmente, el arzobispo realizó un envío misionero y bendijo las imágenes de la Virgen que peregrinarán por cada decanato y parroquia de la arquidiócesis. Antes de dar la bendición el arzobispo consagró nuevamente a todo el Pueblo de Dios a los brazos maternales de nuestra Santa Madre del Rosario.+

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets