Mons. Ñáñez alentó a la oración y a cuidar la vida en tiempos de coronavirus

Mons. Ñáñez alentó a la oración y a cuidar la vida en tiempos de coronavirus

Córdoba (AICA): El arzobispo de Córdoba, monseñor Carlos José Ñáñez, exhortó a asumir “de veras” el compromiso de cuidar toda la vida, especialmente a los adultos mayores y a toda persona vulnerable, en la actual emergencia sanitaria por el coronavirus. Invitó a asociarse a la súplica del papa Francisco por el cese de la pandemia y por los enfermos. “Debemos alentar el ánimo y la esperanza. Cuidarnos, sí, pero no dejarnos ganar por el pánico o la desesperanza”, pidió.
El arzobispo de Córdoba, monseñor Carlos José Ñáñez, exhortó a asumir “de veras” el compromiso de cuidar toda la vida, especialmente a los adultos mayores y a toda persona vulnerable, en la actual pandemia por el coronavirus, al recordar que “ninguna persona es descartable”.

“Ante la pandemia que aflige al mundo y que nos aflige a nosotros en medio de este aislamiento preventivo, ¿qué deberíamos hacer? En primer lugar y, ante todo, rezar. En estos días, y a través de las redes, hemos podido escuchar, leer y ver al papa Francisco invitándonos a la oración y dándonos el ejemplo”, destacó en su homilía semanal.

El prelado invitó a asociarse a la súplica del Papa por el cese de la pandemia y a recordar especialmente a todos los hermanos enfermos.

“Junto a la oración debemos cuidarnos a nosotros mismos y a todos nuestros conciudadanos, observando las disposiciones de nuestras autoridades, evitando las aglomeraciones y la circulación que pueden favorecer la difusión del virus, evitando salir, no sólo por cumplir una norma, sino sobre todo, eligiendo no salir para cuidar y para cuidarnos”, indicó.

“También debemos alentar el ánimo y la esperanza. Cuidarnos, sí, pero no dejarnos ganar por el pánico o la desesperanza”, pidió.

El arzobispo cordobés puso como ejemplo la generosidad y entrega del Santo Cura Brochero en su ministerio en medio de la epidemia del cólera en la ciudad de Córdoba, y consideró que “su cercanía constante ante los más frágiles en la ciudad y en Traslasierra nos desafían”.

Monseñor Ñáñez llamó también a hacer una autocrítica serena y sincera de los procederes, al considerar que “a partir de estas circunstancias, tenemos la oportunidad de ser más bien como un ‘hospital de campaña’ que recoge y atiende a los heridos, también a nosotros, y de testimoniar y anunciar a todos que la misericordia del Señor es eterna y no tiene límites”.

“Finalmente queremos expresar nuestro agradecimiento a los médicos y a todos los agentes sanitarios que están jugando su vida en la atención y cuidado de los enfermos; a los miembros de las fuerzas de seguridad y de las fuerzas armadas que ayudan a observar el aislamiento preventivo; y a todos los que cumplen tareas y servicios irreemplazables en favor de la comunidad”, manifestó.

“De un modo especial, como pastor de esta arquidiócesis, quiero expresar mi agradecimiento a todos los sacerdotes y a todos los pastores de otras denominaciones cristianas, como así también a todos los líderes de otras tradiciones religiosas que acompañan, consuelan y sirven a sus hermanos en medio de esta difícil situación. ¡Que el Dios Nuestro Señor los bendiga y les retribuya con generosidad su dedicación y su entrega!”, concluyó.

Un agradecimiento a los sacerdotes que, el arzobispo subrayó en un videomensaje especialmente dirigido a ellos.+

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets